Trabajo de brazos en reformer

Trabajo de brazos sobre Reformer

Observaremos un ejercio para brazos, de gran reto para el Powerhouse, al realizarse con el único apoyo de las rodillas y las asas en las manos.

Equipamiento

Reformer

Posición inicial

De rodillas sobre el carro, orientados hacia la barra de pies, con las asas en las manos.

Ajuste de muelles

Siempre es variable. Dependiendo del enfoque podría ser 1 rojo si queremos ejercitar más la musculatura de la cintura escapular. O un azul si desviamos el reto al control central y equilibrio.

Objetivo

Realizar movimientos de brazos con la mayor estabilidad posible en tronco y cintura escapular

Precauciones

Este ejercicio causa gran inestabilidad. Sólo debe ser realizado por personas con experiencia en Pilates, gran control abdominal y conocimiento de la máquina. La supervisión con el alumno ha de ser muy estrecha y, preferiblemente, cercana y con contacto físico para asegurar la estabilidad. Puede resultar prudente retirar la barra de pies.

Movimiento

Planteamos dos ejercicios, dentro de un amplia gama de posibilidades

  1. El Camarero

Alguna gente lo llama así porque la posición inicial simula estar sosteniendo una bandeja. Brazos junto a los costados, codos flexionados por detrás de la línea del cuerpo y antebrazos paralelos al suelo, con las palmas de las manos orientadas hacia arriba. Extender los brazos al frente y volver a recoger hasta volver a la posición original.

reformercamarero1 reformercamarero2
  1. Saludo Militar

Saludo es el nombre con el que más comúnmente se le conoce pero hay quién lo asemeja más con afeitarse la cabeza por detrás.

Se trata de comenzar con los brazos en alto y los codos flexionados, de manera que las manos y las asas quedan ligeramente detrás de la cabeza. Desde ahí, el objetivo es estirar las asas sin mover la parte alta de los brazos, dejando que los codos apunten en todo momento hacia los lados y las escápulas se mantengan deprimidas.

reformercamarero3 reformercamarero4

Acción muscular

Ambos ejercicios desarrollan el equilibrio y control central. La versión del camarero va enfocada al pectoral mayor y deltoides anterior, mientras que el Saludo Militar se centra en la activación del tríceps.