Argumentación médica a la gimnasia abdominal hipopresiva

LA GIMNASIA ABDOMINAL HIPOPRESIVA (GAH) Y EL MÉTODO PILATES, por Dr. Juan Bosco

Réplica a ciertos artículos publicados recientemente sobre la Gimnasia Abdominal Hipopresiva en contraposición a los Abdominales tradicionales y contra el Método Pilates, pero también resulta incomprensible que el autor de estos artículos de Gimnasia Hipopresiva sugiera que hay que procesar judicialmente a los monitores Pilates y haya Centros de Pilates que programen sus Cursos. El esperpento de Pilates en España se agranda con Centros sin escrúpulos.

GAH1 GAH2 GAH3
Gimnasia Abdominal Hipopresiva Culturista en los 90’s Joseph Pilates en 1935

La Gimnasia Abdominal Hipopresiva (GAH) ha surgido con fuerza últimamente, merced a un desaforado marketing que utiliza como contrapunto atacar al método Pilates, con inusitada fiereza y descalificaciones, sin tener en cuenta que en todo el mundo los principales Centros de Rehabilitación tienen una sección Pilates, que cada vez son más los éxitos en areas diversas de la medicina, la fisioterapia y el deporte, de la progresiva de la aplicación de los conceptos y ejercicios Pilates a diferentes ámbitos de la salud, y el creciente volumen de producción científica sobre Pilates….Pero lo más alarmante de todo ello son afirmaciones y comentarios que sobrepasan con mucho lo que debe esperarse de la explicación de una técnica, como se puede comprobar en la última página de este artículo (página 9). El motivo puede ser que se pretende trascender esta técnica desde sus beneficiosos efectos en post-parto y en alguna otra indicación hasta convertirla un todo un método para la postura, la rehabilitación…..Basta leer lo publicado en esos artículos para darse cuenta de que solamente se habla del GAH confrontándola a los abdominales tradicionales y diseñado como una campaña comercial sin ningún rigor científico que avale los supuestos beneficios “extra” más allá de la uroginecología.

Es cierto que muchos de los abdominales tradicionales lo que trabajan realmente es el psoas y que pueden producir más daño que beneficio, pero para evitarlo han surgido metodologías que han mejorado la gimnasia del abdomen como es el Método Pilates. Incluso mucho antes que el GAH como se muestra en las fotos de arriba.

Por otro lado, Pilates ha evolucionado desde la muerte de Joseph Pilates en 1968. Las escuelas actuales tienen un gran cuidado en la selección de los ejercicios, la progresividad de los mismos, la secuenciación de la respiración y de la contracción muscular precisa….y han mejorado aspectos kinesiológicos y pedagógicos paralelamente al mejor conocimiento científico, pero respetando los criterios originales de Joseph Pilates.

Pilates no son sólo ejercicios abdominales pero, además, son pocos los ejercicios abdominales de Pilates con componente puramente fásico, que es el que se ha relacionado con problemas en el suelo pélvico y, en todo caso, en determinadas mujeres.

La gimnasia abdominal, al igual que numerosas actividades cotidianas, produce de un modo fisiológico un aumento de la presión abdominal. Intentar achacar a ese aumento de la presión abdominal (repito: fisiológico) toda una serie de patologías es cuando menos un atrevimiento. No hay evidencia científica de ello, salvo en situaciones muy excepcionales.

Pero hay que decir además que la activación del suelo pélvico es una de las grandes ventajas de Pilates. Ocurre tanto fásicamente (en la fase espiratoria) como tónica (mediante el mantenimiento de una colocación lumbopélvica correcta, y/o por la activación de determinada musculatura –los aductores, y el transverso del abdomen principalmente-). Muchas mujeres jóvenes que pensaban que sus pequeñas pérdidas de orina eran normales, a las pocas sesiones de Pilates dejaron de padecer el problema.

Abominales: ¿hipopresivos, normopresivos o hiperpresivos?. Algunas referencias.

Las conclusiones de los autores que se citan en la bibliografía de los cursos de GAH son contundentes y curiosamente avalan todo el trabajo de Pilates:

  • “El diafragma es muy importante para la estabilización de la columna mediante EL AUMENTO DE LA PRESION ABDOMINAL”
  • “El diafragma y el transverso del abdomen se activan justo antes de los movimientos de los miembros para estabilizar el tronco mediante un AUMENTO DE LA PRESIÓN ABDOMINAL”
  • “Los abdominales realizados a baja velocidad (1 repetición cada 4 segundos) activan de modo ligero pero principal al recto anterior y el OBLICUO MENOR y apenas se activa el oblicuo mayor”.
  • “La cinta abdominal fija las costillas y la pelvis con patrones de coactivación entre los abdominales y los extensores de la columna, lo que constituye una buena estrategia para el tratamiento del dolor lumbar”. Eso es lo que llamamos en Pilates “conexión costillas y pelvis”…..y así docenas de investigaciones publicadas en los últimos años. Las frases entrecomilladas provienen de las referencias bibliográficas que se citan al final del artículo y que me temo que han sido tergiversadas o mal traducidas por el autor de esa campaña comercial contra Pilates y contra los abdominales en los Gimnasios, a tenor de cómo escribe sus artículos, y que me permito comentarlo más adelante.

Pero añado una referencia más que se contrapone absolutamente con la gimnasia hipopresiva frente a cómo se trabaja en Pilates, y dice: “Si incorporamos indicaciones explicadas al cliente para enfatizar LA ACTIVACIÓN DEL OBLICUO EXTERNO en los programas de estabilización lumbar obtenemos VENTAJAS SOBRE OTRAS MANERAS DE ALTERAR LA ACTIVIDAD MUSCULAR DE LOS ABDOMINALES DURANTE LA FLEXION DEL TRONCO” (Karst, 2004). Demoledor estudio a favor de los ejercicios Pilates frente a la manipulación abdominal con otras técnicas como la gimnasia hipopresiva para la estabilización del tronco.

Son numerosos los estudios que constatan que los ejercicios Pilates bien realizados y enseñados activan el Suelo Pélvico y el Transverso sin riesgos, y como dice Blandine Calais, “una buena coordinación entre los abdominales y el perineo puede ser beneficiosa para este último”.

Pero volviendo a la gimnasia abdominal hipopresiva, tengo que decir que las explicaciones del Dr. Caufriez tienen sentido común y forman parte de las nuevas tendencias en el conocimiento de la fisiología del diafragma torácico y pélvico. La GAH del Dr. Caufriez es beneficiosa para la faja abdominal y evita la presión visceral excesiva sobre el diafragma pélvico, por lo que tiene un interés evidente en la recuperación inmediata post-parto y en la prevención de la ptosis de los órganos pelvianos y la incontinencia urinaria. Son sus principales indicaciones. Pero no ocurre igual en otras patologías, en las que existen muchas otras técnicas cuyos efectos son más exitosos que la GAH, como por ejemplo en la escoliosis o en el tratamiento postural y del dolor de columna. La GAH puede ayudar a esas otras técnicas (incluso a Pilates) pero en determinados protocolos concretos, y sólo como un elemento secundario.

Réplica al Señor Piti Pinsach

Conozco a varios profesionales que utilizan la gimnasia hipopresiva y tienen claras sus indicaciones y sus límites para aplicarla con éxito. Pero parece que hay alguien que pretende hacernos creer que la GAH es una panacea….

Desde hace unos meses recibo escritos de varios exalumnos de Pilates alarmados por unos textos escritos por un señor llamado Piti Pinsach en los que se vierten numerosos comentarios que, efectivamente, alarman a cualquiera y que deberían avergonzar a los profesionales de la GAH.

Después de tomar unas clases con un profesional formado para ello, y leido lo escrito sobre la gimnasia hipopresiva, me veo obligado a comentar una selección de los textos escritos por este señor que descalificarían de por sí esta técnica si no fuera porque sabemos que en casos muy puntuales sí que tiene indicación.

Comentario 1

Dice el Sr. Piti Pinsach en la revista Body Life de Septiembre-2009, pág. 23: “Las mujeres que sufren de incontinencia urinaria desde que practican fitness deben plantearse si demandar a los profesionales que les han causado esta problemática. Tienen suficientes investigaciones que confirman que la primera causa de la incontinencia urinaria es la realización de los peligrosos ejercicios abdominales. Cualquier abogado que busque bibliografía seria e investigaciones puede tener una base suficientemente sólida para imputar a profesores de gimnasios y centros deportivos de ser los causantes de esta pérdida de calidad de vida en sus clientes.”

Respuesta

A esto se llama lanzar la piedra y esconder la mano. Como perito médico no tendría inconveniente en peritar sobre el tema en los juzgados o incluso presentar una contra-demanda judicial ante estas afirmaciones llamando la atención hacia los intereses espúreos que puedan mover a un hipotético demandante.

Y lo que no pienso hacer todavía es presentar una demanda por las 2 parálisis diafragmáticas que he visto en sendos pacientes que, además, presentaban graves trastornos posturales y dolor dorsolumbar tras realizar sesiones de gimnasia hipopresiva en un centro Pilates (ya que parece ser que cualquiera hace gimnasia hipopresiva y cualquiera hace Pilates)

Comentario 2

Dice en otro lugar: “Con el método Pilates volvieron los movimientos de máxima amplitud que habían sido completamente descartados por los problemas que generaban. El marketing es muy fuerte y es fácil convencer económicamente a famosos para que hagan creer al gran público que la evolución está en unos aparatos con simples muelles de colores, cables de esparto, estructura de madera, rodamientos sencillos y que no hace falta tener tecnología evolucionada, ni mediciones científicas pues el método desarrollado en campos de concentración es lo último”.

(Revista Gim Entrenadores, 2009)

Respuesta

La revolución que supone la aplicación de muelles, que permite el trabajo concéntrico y además el excéntrico (que potencia mayormente la musculatura) y las posibilidades enormes que proporcionan unas sencillas maquinarias han conseguido implantar Pilates en todo el globo mediante el boca a boca.

Pero hablando de marketing, mejor lo tiene la gimnasia hipopresiva, ya que el mismo artículo ha sido publicado en 3 revistas diferentes en el mismo mes y no parece que los famosos se dejen convencer por la GAH.

Comentario 3

Otra de sus perlas: “Los resultados de la práctica de ejercicios abdominales tradicionales, Pilates entre ellos, demuestran su ineficacia y unos básicos conocimientos científicos lo confirman. Con los ejercicios abdominales que se vienen haciendo y prescribiendo en los gimnasios, libros y revistas, cuando la persona está en relajación de pie o sentada se observa un abdomen más protuberante del que tenía antes de empezar a hacer ejercicios abdominales, empeora su postura por acortamiento, son la principal causa de la incontinencia y de los prolapsos en la mujer, provocan disfunciones sexuales, generan dolor en cervicales y en la zona lumbar.”

(Gim Entrenadores, 2009)

Respuesta

Ahí es nada la cantidad de problemas que causan los abdominales!!! No se entiende entonces que la gente los siga practicando, ni que los recomienden los traumatólogos, los ginecólogos y las matronas que son los que más saben de esto.

Es absolutamente falso que los ejercicios abdominales sean la principal causa de la incontinencia y de los prolapsos en la mujer. El autor debe tener intencionalidades ocultas al decir esto.

Respecto a los problemas cervicales y lumbares, me remito a las fotos del autor haciendo Pilates para entender que su problema es que no sabe hacer Pilates o que lo ha aprendido de un mal profesor y, claro, Pilates es muy bueno cuando se hace bien….y muy malo cuando se hace mal.

Los ejercicios de las fotos que este señor ha seleccionado están realizados con claro peligro, primero con la mala elevación de la cabeza en el hundred que le genera una enorme tensión en el cuello, y luego en el scissors con la posición demasiado baja de las piernas, que solamente está permitida en niveles avanzados.

El problema no es de Pilates. El problema es que en España todo el mundo se ha lanzado a impartir Formación sin reunir la suficiente experiencia para ello (por lo menos un mínimo de 5 años de continua formación antes de empezar a formar) y eso hace que haya gente que haga Pilates como lo hace el de la foto: hiperpresivo y peligroso.

GAH4

Una ejecución claramente equivocada de los ejercicios Pilates, publicados en los artículos de Gimnasia Abdominal Hipopresiva (GAH).

Comentario 4

He aquí un disparate: “Conviene recordar que el nervio que inerva el suelo pélvico y la faja abdominal es el mismo, el nervio pudendo” (en su Web de entrenadorespersonales).

Respuesta

Yo prefiero no recordarlo. Es más voy a olvidarlo, porque es RIGUROSAMENTE FALSO. No sé de qué le sirve el “DEA en Morfología Médica” en su curriculum, pero sería bueno que aprenda un poco de Anatomía de verdad antes de decir estas barbaridades.

Comentario 5

Sigue atacando: “La mejor aportación del método Pilates es la dignificación de las percepciones económicas de los profesionales. Se pagaban y se pagan mucho más por sesiones de esta pretendida novedad que por cualquiera de las sesiones de entrenamiento y preparación física”. (Gim Entrenadores, 2009)

Respuesta

Lo que la gente no sabe es que el señor que escribe esos artículos cobra a cada cliente 120 euros por sesión de una hora, y 1440 euros trimestrales, y que también atiende consultas (!) por teléfono, eso sí previa comprobación del pago de 50 euros en su cuenta bancaria por dicha consulta (!). Incluso, también se puede optar a que en lugar de una consulta le haga un programa para todo el año por el módico precio de 1500 euros!!!. Ojalá por una clase o por hacer una sencilla lista de actividades y ejercicios Pilates se pagaran esas cantidades.

Comentario 6

Otro comentario: “Y el hombre, a partir de los 50 años, con el engrosamiento de la próstata y las vegetaciones adenoideas (?), si el suelo pélvico está debilitado, como les sucede a todos los que realizan ejercicios abdominales tradicionales (?), la vejiga no podrá hacer correctamente su función y se padecerá incontinencia urinaria y disfunciones sexuales (?)”. (en su Web de entrenadorespersonales)

Respuesta

Otra vez!!! Y disculpe mis signos de interrogación, pero es que según usted estamos perdidos los hombres, sobre todo por el engrosamiento de las vegetaciones adenoideas (amígdalas), aunque no quiero imaginarme su relación con la disfunción sexual: se referirá a prácticas orales?

Comentario 7

Y para acabar, este señor nos quiere vender todo lo siguiente: “Tras treinta años de investigaciones personales y docencia puedo asegurar que sólo existe un método que además de mejorar las prestaciones sexuales, reduce la cintura, soluciona los problemas de espalda, acelera la recuperación post-parto, previene y soluciona incontinencias, pubalgias, cistitis, hemorroides, prolapsos, estreñimiento, cefaleas, jaquecas, dolores retro-oculares, torácicos o abdominales, artralgias, dorsalgias, lumbalgias, cervicalgias, ciatalgias, escoliosis, problemas del equilibrio, náuseas, vómitos, vértigo, exotropía, isotropía, Síndrome de la ATM, tortícolis, lumbago, periartritis, esguinces, taquicardia, disnea, fatiga, dislexia, disgrafía, agorafobia, falta de orientación espacial y de localización derecha- izquierda, así como falta de concentración, pérdidas de memoria, astenia, ansiedad, depresión, incontinencia urinaria, urgencias miccionales, estreñimiento terminal, anorgasmia, problemas de erecciones…..…el Reprocessing Soft Fitness”. (en su Web de entrenadores personales)

Respuesta

Casi nada para un simple gesto abdominal (aunque con variadas posiciones de los brazos o posiciones y un nombre “fashion”), simplemente por respirar, o mejor aún: por NO RESPIRAR!!! Vamos, que estamos nada más y nada menos que ante la panacea de la medicina.

Esta lista demuestra a las claras el fin comercial del asunto, como ocurría en el lejano oeste con los vendedores ambulantes de remedios milagrosos. El Diccionario Terminológico de Ciencias Médicas dice lo siguiente: “Charlatanismo: fraude y mentira erigidos en sistema para explotar la credulidad pública en lo relativo a la conservación de la salud y curación de las enfermedades”. Más claro agua.

En mi caso solamente llevo 30 años de médico y sigo aprendiendo. Estuve 3 años como alumno médico interno en Ginecología, 27 años en medicina del deporte, 23 años como pionero promoviendo la difusión del método Alexander, Feldenkrais, Rolfing, Eutonía, y finalmente fui el que introdujo en España hace 18 años el método Pilates. Después he dirigido la formación de más de 1500 monitores pilates, he investigado desde los más variados puntos de vista multitud de ejercicios, incluidos los de Pilates,…. Y puedo decir con franqueza que estoy convencido de que el método Pilates consigue esos resultados y, ya puestos, muchos más. Y puedo indicarlos pero además avalados científicamente: como la mejora de la calidad del sueño, de la ansiedad, la memoria y la atención, el estado de ánimo,….y en patologías: problemas respiratorios, pacientes encamados, problemas de la marcha, enfermos neurológicos, problemas circulatorios, artrósicos, espondilitis anquilopoyética, problemas posturales en embarazadas, fibromialgia, osteoporosis, escoliosis, hipercifosis, hernias discales,…. por no hablar de la mejora del gesto deportivo y técnico en bailarines, en el golf, tenis, músicos, corredores….etc. Por eso y mucho más Pilates está donde está.

Conclusión final

Está casi todo inventado, aunque cada cierto tiempo aparece gente que pretender haber inventado la pólvora, y digo bien lo de la pólvora por el lenguaje utilizado, pues unos artículos serios hubieran dicho algo como:

  • Los abdominales tradicionales aumentan la presión intraabdominal. Cuando esa presión es excesiva o el ejercicio se hace reiteradamente y de forma inadecuada pueden provocarse problemas en el suelo o diafragma pélvico. Por ello se hace necesario un replanteamiento del tipo de abdominales a realizar en los gimnasios, para evitar tonificar exclusivamente los abdominales fásicos, los flexores de cadera como el psoas, y enseñar abdominales que eviten un aumento de presión excesivo.
  • Para la rehabilitación post-parto, la gimnasia hipopresiva es un excelente método que consigue evitar los efectos indeseables del aumento excesivo de la actividad abdominal en un momento de la mujer (como es el postparto) en la que existe riesgo para las estructuras del canal del parto.
  • El Reprocessing Soft Fitness© (RSF) es un invento de este señor para tratar de adaptar una técnica que es puramente estática como es la Gimnasia Abdominal Hipopresiva a todo tipo de actividades físicas, lo que evidentemente es un planteamiento completamente equivocado y sin sentido que no tiene ninguna base científica.

La gimnasia abdominal hipopresiva puede ser un elemento útil dentro de un arsenal de trabajos corporales, y en determinados ámbitos de aplicación pero, a la vista de lo expuesto, no creo que la técnica de gimnasia abdominal hipopresiva del Dr. Caufriez esté teniendo una correcta difusión, sino más bien todo lo contrario.

Comparativa de la Gimnasia Hipopresiva versus el Método Pilates

Mientras que la Gimnasia Hipopresiva está indicada principalmente en el postparto, en el tratamiento de la incontinencia urinaria, y en los casos de debilidad del suelo pélvico que favorezcan prolapsos, el método Pilates (que también está indicado en estos casos, pero con una selección muy cuidadosa de los ejercicios en Mat, con Implementos o con Máquinas, dependiendo del estado físico de la paciente) tiene aplicaciones a un sinfín de patologías básicamente musculoesqueléticas (problemas posturales y en la escoliosis pero, además, en patología vertebral, de cadera, rodillas, hombros, osteoporosis, fibromialgia, artrosis, anquilosis, postoperatorio, encamados, tercera edad…), pero también neurológicas, reumáticas, respiratorias, y de bienestar.

La Gimnasia Hipopresiva NO tiene aplicaciones para las actividades dinámicas cotidianas ni tampoco en deportes; es una gimnasia abdominal con aplicaciones muy específicas estáticas, ya comentadas. En cambio, Pilates actúa en los dos campos: en el estático postural, y en el dinámico en movimiento.

La Gimnasia Hipopresiva es un concepto de ejercicio con varias modalidades de realización: sentado, de pie, en cuadrupedia, con los brazos elevados, descendidos….El Método Pilates son docenas de “conceptos de ejercicios” con innumerables posibilidades de ejecución gracias a la incorporación de Implementos y Máquinas.

El aprendizaje de la Gimnasia Hipopresiva es muy simple al tratarse de una maniobra secuencial en la que intervienen los momentos respiratorios y el mantenimiento estático de la postura. El aprendizaje del Método Pilates es complejo por la meticulosidad y precisión que exige cada ejercicio, como el propio movimiento humnao: tanto para aprenderlo a hacer como para aprender a enseñarlo; es un proceso evolutivo que requiere tiempo y dedicación. Precisamente por este problema (los innumerables maestrillos que se han lanzado a ofertar “formación” sin ningún control) estamos teniendo en España una caída del prestigio de Pilates entre los médicos.

La Gimnasia Hipopresiva, lleva 30 años de difusión y tiene su papel en la gimnasia postparto y en sustitución o complemento de la gimnasia Kegel para la incontinencia urinaria. Y en todo caso sólo ha tenido cierta difusión en Francia y países aledaños, ya que los países francófonos por su “chauvinismo” no han aceptado de buen grado una metodología cinesiterapéutica americana como es el método Pilates. El Método Pilates aún siendo mucho más antiguo, si consideramos el mismo período de los últimos 30 años ha sido incorporado por el Harkness Center for Joint Diseases, New York University Medical Center, Saint Francis Memorial Hospital, Mount Sinai Medical Center…..e innumerables Centros Médicos de todo el mundo que son la vanguardia de la medicina física y la fisioterapia debido a su contrastado éxito.

No hay peligro pues en la realización del Método Pilates. El único peligro son los malos profesionales. Del mismo modo, no hay panacea ni cambio de estilo al hacer abdominales por el hecho de que exista la Gimnasia Hipopresiva, simplemente hay muchas ganas de suplantar el enorme éxito que ya tiene y está teniendo el Método Pilates.

Eso sí, continuemos haciéndolo con humildad y en continua formación porque el resultado exitoso viene cuando Pilates está realizado por buenos profesionales.

Autor: Dr. Juan Bosco Calvo, Médico.

Profesor Titular de Anatomía en la Facultad de Medicina, en la Escuela de Fisioterapia y Enfermería, y profesor titular de Valoración Funcional de Movimiento en la Facultad de Ciencias del Deporte de la Universidad de Alcalá.

Introductor del método Pilates en España. Miembro del Editorial Board de IDEA Pilates Newsletter (USA). ExLaban Center External Examiner (London University). Cofundador con el Prof. Ryan de la Internacional Assoc. for Dance Medicine and Sciences (IADMS).

info@corporapilates.com

juan.bosco@uah.es

 

Más fotos y Bibliografía:

GAH5 GAH6 GAH7
Este es el aspecto que ofrecen los abdominales cuando se ejercitan de modo hipopresivo Y esta es la “forma fisiológica” de entrenarlos, claramente incompatible o inútil para la vida diaria o deportiva

Bibliografía:

Los principales autores e investigadores sobre este tema son contundentes al respecto, y avalan con numerosas publicaciones la validez del trabajo Pilates bien hecho así como lo comentado en las respuestas a las falsedades y exageraciones publicadas. Valga una pequeña pero imprescindible muestra:

1.Richardson C, Jull G, Hodges P, Hides J. Therapeutic exercise for spinal segmental stabilization in low back pain: scientific basis and clinical approach. Edinburg. Churchill Livingstone, 1999.

2.Sapsford RR, Hodges PW, Richardson CA et al. Co-activation of the abdominal and pelvic floor muscles during voluntary exercises. Neurourology and Urodynamics, 2001; 20:31-42

3.Sapsford RR, Hodges PW. Contraction of the pelvic floor muscles during abdominal maneuvers. Arch Phys Med Rehabil, 2001; 82: 1081-1088.

4.Harvey MA. Pelvic floor exercises during and after pregnancy: a systematic review of their role in preventing pelvic floor dysfunction. J Obstet Gynaecol Can. 2003; 25 (6): 487-9.

5.Hodges PW, Butler JE, McKenzie DK, Gandevia SC. Contraction of the human diaphragm during rapid postural adjustements. J Physiology, 1997; 505 (2): 539-548.

6.Hodges PW, Gandevia SC. Changes in intra-abdominal pressure during postural and respiratory activation of the human diaphragm. J Appl Physiol, 2000; 89: 967-976.

7.Cresswell AG, Grundstrom H, Thorstensson A. Observations on intraabdominal pressure and patterns of abdominal intra-muscular activity in man. Acta Physiol Scand, 1992; 144: 409-418.

8.Bo K, Morkved S, Frawley H, Sherburn M. Evidence for benefit of transversus abdominis training alone or in combination with pelvic floor muscle training to treat female urinary incontinence: a systematic review. Neurourol Urodyn. 2009; 28 (5): 368-73.

9.Critchley D. Instructing pelvic floor contraction facilitates transversus abdominis thickness increase during low-abdominal hollowing. Physiother Res Int. 2002; 7 (2):65-75.

10.Karst GM, Willett GM. Effects of specific exercise instructions on abdominal muscle activity during trunk curl exercises. J Orthop Sports Phyr Ther, 2004; 34 (1): 4-12.

Algunos de los escandalosos anuncios-artículos comerciales: ¿Por qué estas revistas no tendrán un comité editorial que evite esta falta de seriedad?

GAH8 GAH9

 

GAH10  GAH11

 

GAH12