Año 1961: “La vida comienza a los 40”

por Andrea Fuente Vidal

Jonathan Grubb nos acerca a este texto original, publicado en el periódico The Hanford Sentinel, el 10 de Febrero de 1961 en California.

[English text follows Spanish version]

LA VIDA COMIENZA A LOS 40.  Hombre, 80 años, enseña aptitud física.

Por: Robert Peterson.

No hace mucho, mi físico flácido me convenció de que necesitaba familiarizarme con un curso de acondicionamiento físico. Entonces un amigo me recomendó a Joseph Pilates, que tiene 80 años.

Es natural que los hombres de esa edad sean pálidos y frágiles. Pero este increíble anciano está bronceado como la caoba y parece lo suficientemente fornido como para luchar con un rinoceronte. A lo largo de las últimas cuatro décadas, él y su esposa han desarrollado una técnica de ejercicio conocida como Contrology. Implica adquirir un control completo de los músculos mediante la repetición de 100 ejercicios básicos.

Consciente de que la mayoría de las personas no tienen tiempo para ir diariamente a un gimnasio, Pilates enfatiza los ejercicios que se pueden realizar en casa, diez minutos cada mañana y noche. En poco tiempo, había dejado de lado mis pantalones grises, me puse unos shorts y zapatillas, y estaba acostado sobre una colchoneta de lona enfrentando el primer curso en sus diferentes conjuntos de ejercicios de preparación.

Vitalidad

Junto con los ejercicios, Pilates agrega de forma gratuita su filosofía para la salud y la vitalidad. En tonos sonoros, te recuerda que la salud depende en gran medida de obtener suficiente ejercicio.

“Uno de los misterios del mundo”, dice él, “es que las personas prestan menos atención a sus maravillosos cuerpos complejos de la que muestran a sus automóviles. Los autos pueden ser reemplazados, pero tu cuerpo es el único que tendrás. Sin embargo, ni una persona entre mil se toma el tiempo cada día para asegurarse de que se ejercite adecuadamente”.

Las personas prestan menos atención a sus maravillosos cuerpos complejos de la que muestran a sus automóviles.

Él no cree en los típicos programas de levantamiento de pesas diseñados para desarrollar músculos grandes. En cambio, enseña movimientos rítmicos y controlados, diseñados para llevar sangre fresca a cada fibra muscular, especialmente a los capilares que se encuentran a nivel de la piel y que rara vez se estimulan una vez que llegamos a la edad adulta. Esto crea lo que él llama una “ducha interna” o limpieza general del cuerpo. También enseña una respiración adecuada, una respiración profunda para suministrar al torrente sanguíneo una abundancia de oxígeno.

Necesidad de ejercicio

“La mayoría de las personas que trabajan de manera sedentaria”, declaró, “se preguntan por qué están tan cansadas por la noche cuando no han hecho ningún trabajo físico. O pueden preguntarse por qué contraen resfriados y enfermedades tan fácilmente. La razón es que las impurezas se acumulan en un cuerpo no ejercitado y crean fatiga y lentitud. Si una persona aprende a dedicar unos minutos cada mañana y cada noche a los ejercicios adecuados y a la respiración correcta, tendrá menos enfermedades y mayor vitalidad.”

Creo que tiene razón. Y ciertamente, los médicos coinciden en que la mayoría de los hombres y mujeres hoy simplemente no reciben la sacudida física necesaria para generar vitalidad y prevenir enfermedades. Es un poco tarde para los propósitos de Año Nuevo, pero sospecho que estaríamos haciendo un favor a nuestra salud y longevidad si resolvemos no dejar pasar un día sin tomar una suave dosis de ejercicio planificado.

 

Este artículo es una traducción íntegra del post realizado por Jonathan Grubb, historiador del pilates, en su magnífico grupo de facebook, Joseph’s Legacy- Pilates 100 +. Si hablas inglés, y aún no lo sigues, te recomendamos que lo hagas. Si no, desde FuentePilates iremos reportando. Síguelo aquí.

O descubre más contenidos en español a través de estos enlaces:

“Yo no hago ejercicio nunca”, por Joseph Pilates

¿Entrenó Joseph Pilates a las fuerzas de la Gestapo durante su vida?

Body Economics, la “gimnasia” de Naja Cori

Dolores Corey, una auténtica Pilates Elder

Descubre a los pre-Elders del pilates

Influencias de Pilates: J.P. Muller

La vida es movimiento, de Eugen Sandow

———-

This article appeared in a number of newspapers. This particular one is from The Hanford Sentinel, California 10 February 1961.

LIFE BEGINS AT 40

Man, 80, Teaches Physical Fitness

By Robert Peterson

Not long ago my sagging physique convinced me I needed to get acquainted with a physical fitness course. So a friend steered me to Joseph Pilates, who is 80 years old. 

It’s natural for men that age to be pale and frail. But this incredible old gentleman is bronzed as mahogany and looks husky enough to wrestle a rhino. Over the past four decades he and his wife have developed an exercising technique known as Contrology. It involves acquiring complete control of one’s muscles through repetition of 100 basic exercises. 

Aware that most people haven’t the time to trot to a gym daily for exercises, Pilates emphasizes exercises that can be pursued at home – ten minutes each morning and evening. 

In short order I had chucked my gray flannels, slipped into shorts and slippers, and was lying flat on a canvas mat tackling the first course in his smorgasbord of setting-up exercises. 

Vitality 

Along with the exercises Pilates tosses in gratis his philosophy for health and vitality. In stentorian tones he reminds you that health is largely dependent on getting adequate exercise. 

“One of the wonders of the world,” says he, “is that people give their wonderful complex bodies less consideration than they show their automobiles. Cars can be replaced but your body is the only one you’ll have. Yet not one person in a thousand takes the time each day to see that it is properly exercised.” 

He doesn’t believe in the usual kind of weight-pulling routines designed to produce big muscles. Instead, he teaches movements that are rhythmic and controlled – designed to drive fresh blood to every muscle fibre, particularly to the capillaries which are at skin-level and which are rarely stimulated once we become adults. This creates what he calls an “internal shower” or housecleaning of the entire body. He also teaches proper breathing – deep-down breathing to supply the blood stream with plenty of oxygen. 

Need Exercise 

“Most folks in sedentary work,” he declared, “wonder why they’re so tired at night when they haven’t done any physical work. Or they may wonder why they pick up colds and illnesses so easily. The reason is that impurities collect in an unexercised body and create fatigue and sluggishness. If a person learns to devote a few minutes every morning and evening to the right exercises and proper breathing, he’ll have fewer illnesses and greater vitality.” 

I think he’s right. And certainly physicians concur that most men and women today simply don’t get the physical shaking up for necessary for generating vitality and warding off illness. It’s a little late for New Year’s resolutions, but I suspect we’d be doing our health and longevity a favour if we resolved never to let a day pass without taking a gentle dose of planned exercise.

This is a copy of the post by Jonathan Grubb on his magnificent Facebook group, Joseph’s Legacy- Pilates 100 +. We recommend that you follow it. To follow click the link.

 

 

Artículos relacionados